miércoles, 22 de septiembre de 2010

Aguas de Março (dedicado a Luis F. Gómez)

Aguas de Março es una de las canciones más famosas del compositor e intérprete brasileño Antonio Carlos Jobim (1927-1994). Jobim editó una versión preliminar en un single compartido con Joao Bosco (Zen Editora, 1972), y la primera versión oficial llegó con el álbum Matita Pere (Philips, 1973), con arreglos de Claus Ogerman. Desde entonces ha sido interpretada por innumerables artistas y cantada en diversos idiomas, por citar algunos de estos nombres: Art Garfunkel, Basia, David Byrne, Fito Páez, Georges Moustaki, Joao Gilberto, Mina, Stan Getz, Soledad Giménez (ex-cantante de Presuntos Implicados), Yo-Yo Ma, etc...

El propio Jobim y la famosa cantante brasileña Elis Regina grabaron en 1974 una de las versiones de Aguas de Março que más repercusión tendría. Eran las sesiones para el álbum Elis e Tom, y se tuvo el acierto de grabar también la sesión en video. Es perceptible la efervescencia  de Jobim y Regina durante su interpretación, quedando patente el mensaje de esta canción bella y vitalista.  

El vídeo en cuestión:
video

3 comentarios:

  1. Muchas gracias, Antonio. Ya me gustaria a mi ser tantas cosas. Ojala. Me siento muy alabado por la dedicatoria y la cosideracion que me tienes. Un abrazo fraternal

    ResponderEliminar
  2. Eres todas esas cosas, como las somos todos. Somos cuando nos hacemos un corte en el pie, somos cuando una mujer nos dice por primera vez "te quiero" (y cuando nosotros lo decimos también), somos cuando recomenzamos, somos un día malo, somos un día bueno, somos cuando disfrutamos en buena compañía con buena música y así las millones de experiencias que somos en la vida.

    Aguas de Março es la vida, como dice su estribillo "São as águas de março fechando o verão, É a promessa de vida no teu coração" (Son las aguas de marzo que finalizan el verano, Es la promesa de vida en tu corazón).

    La ventaja del ser sobre el tener, es que no se vive en la esclavitud del tener, una codicia que no tiene fondo y que antepone lo material externo sobre el mundo interior.

    Un abrazo fraternal también, Luis. Namasté!

    ResponderEliminar
  3. Detallazo del amigo Antonio...

    Y es que Dios está en los detalles y en el mimo con el que tratamos a las personas.

    Muchas axiomas y falsas creencias van a caer en los próximos años; bastardos sin nombre saldrán a la luz y serán defenestrados. En esta nueva paradoja tendremos que enfrentarnos a nuestra propia oscuridad y sólo si somos diligentes podremos soportar la luz del nuevo mundo que será (porque el mundo no es más que un espejo) un reflejo de nosotros mismos.

    ResponderEliminar