sábado, 23 de junio de 2012

Luis Alfonso Gámez, una presentación


















Escribiré esta entrada de hoy para daros una carta de presentación de Luis Alfonso Gámez, la cabeza visible del llamado Movimiento (Pseudo)Escéptico que se ha hecho con su parte mediática en el mundo del Misterio (programa de televisión y el blog Magonia). Hasta ahora os había hablado de ellos desde mi punto de vista desconfiado respecto a sus ideas (ironicamente poco científicas en la forma y creyentes en el fondo), su talante o psicología aparentemente arrogante y sus métodos de presión o acoso a universidades españolas que tienen la idea de hablar de temas que tengan que ver con lo paranormal (la presión es igual aunque estas no pretendan dar estatus científico a ninguna pseudociencia). En resumen, un movimiento que ha llegado a la fauna del Misterio para quedarse y que huele a militancia más o menos radical como ocurre en el Misterio propiamente dicho (que también menoscaba mucho una investigación científica seria de los fenómenos extraños).

Pero todo lo que os diga puede ser un condicionamiento subjetivo y es mejor que lo escucheis y saqueis vuestras propias conclusiones: 

He escogido un audio que para comenzar es el indicado, con un Gámez más mesurado que desvela su lado más amable hablando de ciencia-ficción como la serie Star Trek: La Nueva Generación o la película Extraterrestre, donde nos habla también de sus experiencias personales con la Ufología o la Conspiración y demuestra su vena crítica con las Pseudociencias (grafología, quiromancia, homeopatía y un largo etcétera). 

Gámez elige para terminar la temática de la secta Meditación Transcendental del Maharishi Mahesh Yogi, que parece que quiere (o quería) entrar en las escuelas del País Vasco. Se puede decir que dice cosas que están muy, pero que muy bien, como por ejemplo en tener precaución con cualquier asociación sospechosa de ser una secta ya que para estas es irrenunciable el arsenal místico-religioso que llevan detrás (Como contraste: Por experiencia propia os puedo decir que el Yoga físico y la Meditación Zen no obligan a creer en los chakras o en la reencarnación para sentir sus efectos beneficiosos, y a día de hoy sigo sin creer en chakras y reencarnaciones). También es verdad que el Opus Dei es lo más parecido a una secta cristiana en sus métodos y nadie se escandaliza porque esté presente en algunos colegios.

Unos dicen que la verdad está ahí fuera, otros que la mentira... Creo que ambos erran el blanco, ya que las verdades que nos sirven de algo en la vida son las que nacen de nuestro interior mediante el aprendizaje personal y la experiencia directa. Habrá herramientas exteriores, pero el trabajo hay que hacerlo dentro. Mientras tanto, disfrutemos de la vida.

1 comentario:

  1. El Opus Dei es una auténtica secta destructiva, mucho más próxima al diablo que a Dios. Te lo dice alguien que estuvo año y medio en un colegio de los suyos.

    ResponderEliminar