domingo, 25 de diciembre de 2011

La Otra Navidad. Un Namasté a todo el mundo!


Es bien sabido que por estas fechas, donde se combinan el consumismo más feroz y la espiritualidad más sincera, se hace un balance de lo ocurrido durante todo el año. Este año 2011 habrá sido especialmente duro para los que hayan sufrido pérdidas combinadas de trabajo, pareja y seres queridos. Desde aquí envio un abrazo muy fuerte a todas aquellas personas que estén pasando por esto, ya sea por ley de vida, vicisitudes de esta o por la incompetencia y avidez de otros en la gestión económica. 

Para terminar os pondré varios párrafos de obras filosóficas y espirituales que pueden ayudar en unos casos o en otros. No estará de más que os aconseje que no os quedeis con los títulos de las obras o en los nombres de los pensadores, los nombres nombres son y por ello son potencial de apegos y militancias. Id a la esencia, porque de nuestro interior es de donde viene la cura primigenia que asciende y se traduce en el mundo exterior:

"Los hechos no son buenos o malos en sí mismos sino que hay que esperar a ver cómo estos afectan a nuestro devenir. Un día maldije mi pierna ¡y ahora es ella la que me ha salvado! En ningún momento de mi vida me ha sido útil juzgar cada cosa por separado, querer controlar el mundo o enfadarme o alegrarme antes de tiempo" Anónimo taoísta (Cuento del Caballo Perdido del Anciano Sabio, Ediciones Obelisco).

"El mundo del hombre no consiste simplemente en aquello que hace, sino en aquello de lo que disfruta, es decir, todo aquello que contribuye a una vida armoniosa, bien organizada y feliz. El trabajo, aunque no se considere indigno del hombre, no representa, entre todas las actividades, la más elevada" Raimon Panikkar (Iniciación a los Veda, Fragmenta Editorial)

"Los placeres que nacen de las cosas del mundo, al final, originan tristeza, pues tienen principio y fin; por ello, el sabio, el iluminado, no confia a ellas su felicidad" Bhagavad Gita (citado por Ramiro Calle en su libro El Yoga Mental, editorial Edaf)

"Lo que usted ha aprendido aquí es una semilla. Aparentemente podrá olvidarlo. Pero esa semilla vivirá, y a su debido tiempo brotará, crecerá, y dará flores y frutos. Todo acontecerá por sí mismo. Usted no necesita hacer nada: solamente no lo impida". Nisargadatta Maharaj (Semillas de Conciencia, Editorial Sirio).

"El Universo compensa y es generoso con quién es generoso con él" (Margarita Lara)

8 comentarios:

  1. Ante tan sabias palabras, poco más que añadir. Ahora cabe predicar con el ejemplo siendo afectuosos, honestos y humildes en la medida de lo posible. Nada como regalar una sonrisa sincera a la persona que está tras la barra de un bar. Así es como se empieza a cambiar el mundo.

    ResponderEliminar
  2. Lo había leído en multitud de ocasiones pero sólo ahora, tras años de aprendizaje y sufrimiento, comienzo a entender (y, por lo tanto, a integrar) aquella famosa máxima: 'El verdadero cambio empieza por uno mismo'.

    Esta frase contiene todo lo que uno necesita para experimentar el éxtasis de la libertad.

    ResponderEliminar
  3. Sí. Pues el poder de un gesto amable es enormemente terapeútico. O dedicar unas palabras de sincera preocupación a una persona (sea o no un allegado directo) que lo está pasando mal. Dios (dicen), también se encuentra en los pequeños detalles.

    ResponderEliminar
  4. Pues ná... Feliz 2012 a todos los lectores de este blog (y a su creador, claro)!!. A pesar de lo que se avecina, al alba... VENCEREMOS!!.

    ResponderEliminar
  5. Un comment simpático (y algo friki) palegrar la entrada de año: enchufo la tele y sale un señor bastante gordito que lleva años reparando juguetes. Los entablilla, les aplica vendajes... y si tiene que efectuar algún trasplante (por ejemplo, sustituir un ojillo de muñeca por otro), pues lo hase. Pero lo que más gracioso me ha resultado es el nombre del local: 'Hospital del juguete'. Y funciona a toda leche.

    ResponderEliminar