jueves, 3 de marzo de 2011

Entrevista a Carlos Sisí sobre literatura zombi y retroinformática (Sinclair ZX-Spectrum)

Una entrevista realizada en colaboración con mi hermano Javier al novelista Carlos Sisí: 

1) Hola Carlos, yo te conocía por tu vertiente literaria y de pronto me llevé la sorpresa (vía Facebook) de que habías programado para el ordenador Sinclair ZX-Spectrum. ¿Cómo y cuándo conociste esta máquina?

Apareció un día por casa, pero no para mí: lo trajeron un día mi hermano y mi padre. Iba a ayudar con el negocio familiar, que siempre ha sido la contabilidad. Realmente supieron venderlo muy bien en aquella época. Luego se descubrió que el ordenador no servía para gran cosa, y poco a poco fui adueñándome de él. Fue amor a primera vista... después del MURO de la cinta original de Sinclair, llegó Alchemist de Imagine, y a partir de ahí, una enorme colección de juegos fue circulando por el ordenador. También era divertido trastear con el BASIC, pero la cabeza no me daba para el código máquina. Fue mi eterna frustración.

2) Pasa el tiempo y, como se puede observar en revistas Microhobby de la época, realizaste diversas aventuras conversacionales y te presentaste al Concurso de Aventuras que organizó MH. De hecho, Midnight llegó a ser finalista del mismo. Cuéntanos, ¿cuando y cómo surge la idea de participar en el concurso?

Fue de mi pasión por las aventuras conversacionales. Me gustaba la sensación de libertad que daban. Podías moverte, atar cuerdas a las cosas, examinar todos los objetos, hablar con otros personajes. Cuando descubrí que había un lenguaje específico para crear aventuras conversacionales, me hice con él. Lo del concurso vino cuando ya había hecho algunas... pensé que no perdía nada enviando una de mis creaciones. Realmente, Midnight no era tan buena. Creo que ahí se premiaba más bien la trayectoria paralela que llevaba con otras aventuras mejor hechas, como El Ojo del Dragón o Heresville, que fueron creadas mientras el concurso iba superando fases.

3) ¿Usaste el parser PAWS para realizar el/los programas? ¿Era difícil de usar?


No, en absoluto. Era muy versátil... Podías conseguir casi cualquier cosa que pudieras ver en las aventuras comerciales de la época, y eso lo hacía muy grande. Con más o menos trabajo podías conseguir resultados fantásticos. Me encantaba la posibilidad de hacer personajes pseudo-inteligentes que se movían por la zona de juego llevando sus vidas. Los de Level 9 y The Hobbit eran increíbles, y siempre traté de emularlos en mis propios juegos.

4) Recuerdo que en la MH 212, incluso, os hicieron una entrevista… ¿Qué recuerdas de aquello?

Samudio se lo montó bastante bien. Habló conmigo por teléfono y me hizo escribir algunas respuestas, pero también habló con mi padre para sacarle esas cosas que uno no cuenta :) Yo acababa de perder 20 kilos y, en mi cabeza, seguía siendo gordito, así que en la foto metí los carrillos hacia dentro y por eso tengo esa cara de haber recibido una bofetada (risas).

5) Por lo visto, al final, la fase final del concurso se paró quedando los siete finalistas como ganadores, tú entre ellos. ¿Qué sucedió para que se cortase el tema?

Se nos ofreció detener el concurso en esa fase. No se elegía ganador, y todos los finalistas pasábamos a trabajar para Aventuras AD en Valencia. Haríamos aventuras con el DAAD, que era el hermano mayor del PAW, personalizado y mejorado por el mismo autor. Llegué a recibir el famoso DAAD y me compré mi primer PC para poder ejecutarlo, pero la documentación era prácticamente inexistente, y era un verdadero cacao galáctico. Al mes siguiente, sin embargo, Aventuras AD anunciaba el cierre de sus oficinas y el fin de su aventura, y ahí se quedó todo. No sé quién hubiera ganado, pero el premio era bastante cuantioso.
  
6) Está claro que tu vocación literaria ya estaba manifestándose a ritmos forzados. ¿Por qué te pusiste a crear este tipo de juegos? ¿Eran tus preferidos? ¿Qué recuerdas de su proceso de creación?

Tengo increíbles recuerdos de aquella época. No hacía otra cosa que ir al colegio y programar aventuras. Mi hermana Sonia me ayudaba siguiendo todo el proceso y aportando ideas. Ella siempre dice que no sabe porqué aparece en los créditos, pero me ayudaba mucho con sus ánimos, probando los juegos y encontrando bugs. El proceso tenía su enjundia... Las programaba, mandaba cintas de cassette por correo a los testeadores y recibía montones de cartas postales de los fans, que preguntaban cosas o te escribían simplemente porque la aventura les había gustado. Tenía una libretita con mi lista de clientes, y una dirección postal donde la gente mandaba preguntas si se quedaban atascados. Era maravilloso crear mundos interactivos donde los jugadores podían descubrir cosas. Venía del instituto y miraba el buzón, y los reembolsos de las aventuras que iba vendiendo. ¡Qué bien me hubiera venido Internet por aquella época! Pero era 1990 y en España sólo lo usaban unos pocos.

7) Posteriormente a lo sucedido en MH vemos que seguiste haciendo aventuras y estas fueron publicadas en La bolsa del Caad, en formato físico de cassette. ¿Cómo fue aquello? ¿Puedes hablarnos, a grandes rasgos, de cada una de tus aventuras? ¿Todavía dispones de aquellas copias?

Tenía montones de cintas con todas las aventuras, en distintas versiones, y una libreta con todas las variables, banderas, mensajes recurrentes y mapas. Esa libreta aún existe, está por ahí en algún lado, pero el resto se tiró en una de esas limpiezas de trastero. Lo de la bolsa del CAAD vino luego, cuando ya me había cansado de preparar paquetes, grabar cintas y discos, fotocopiar instrucciones y todo lo demás. Básicamente las cedí a la bolsa, y luego al fanzine A Través del Espejo, para su libre explotación. Antes las vendía yo mismo... ponía páginas de publicidad en los fanzines (que costaban un ojo de la cara, jajaja) y de ahí arrancaba. Hoy día no puedo creer que la gente realmente hiciera pedidos usando sobres con sellos...

Las más populares fueron El Ojo del Dragón, Heresville, Excessus y Johnny Verso. Excepto la primera, eran todas de terror o con tintes sobrenaturales. Nunca pretendí asustar a nadie con aquellas historias, pero ambientaban bien y se hacían interesantes. Lo que más se aplaudía eran los personajes... Dedicaba mucho tiempo a hacer que se movieran, contestaran, te robaran objetos y reaccionaran a las cosas que iban sucediendo, todo con 48k de memoria, incluidos los gráficos.

8) Por cierto, además de tu nombre real pones un nombre de empresa, Wazertown Works, ¿por qué ese nombre?

Creo que fue un poco de risa, porque los nombres en inglés sonaban mejor... ADVENTURE INTERNATIONAL, MELBOURNE HOUSE. Así que se me ocurrió un nombre extraño que tuviera resonancia en inglés, pero no significara nada... Y así nació Wazertown Works. Ahora me hace gracia ver el nombre en las páginas de historia del Spectrum junto a grandes marcas comerciales :)

9) Entre los juegos que realizaste uno me llama la atención en especial, Heresville, una historia de muertos vivientes (deudora de cierta película por todos conocida) que ya nos dejaba ver que te gustaba la temática zombi. ¿Cómo surge la idea de hacer un juego al más puro estilo Romero?

Fue por la novela de John Russo, la adaptación de la película de Romero. Ese libro era increíble. Me inspiró totalmente para escribir una aventura. Era un escenario pequeño, con varios personajes, en el que hay que llevar a cabo una serie de acciones para llegar al final: proteger la casa, conseguir cosas, superar a los zombis... Parecía perfecto para una aventura pequeña escrita para un ordenador pequeño :)

10) El mundo de la aventura tuvo cierto éxito en la época, aunque siempre por detrás de juegos más mayoritarios como los arcades o las videoaventuras... ¿Te gustaban otro tipo de juegos?

Por supuesto, me gustaban todos los juegos, excepto los de deportes... Los deportes y yo nunca nos hemos llevado bien, ni siquiera emulados :) No le hacía ascos a nada.

11) Dado que actualmente eres novelista, cuéntanos, ¿hay mucha diferencia entre la creación del guión de un juego conversacional y el de un libro? El tema gráfico, guión, etc... ¿cómo lo planificabas?

Pues ahora que lo dices, realmente el proceso guarda sus semejanzas. En realidad son procesos creativos... En ambos buscas problemas y situaciones que resulten interesantes y tratas de contarlo de la forma más sugerente posible. En ambos casos buscas que el jugador/lector se lo pase bien. Escribir aventuras era quizá más divertido porque tenías que tener en cuenta qué tipo de acciones podía llevar a cabo el jugador. En una novela navegas con rumbo fijo a un final, que es el mismo para todos, pero gran parte de la diversión era sentarse a pensar... “¿y si el jugador no abre la puerta, y si decide empujar un mueble para bloquearla?” Entonces te sentabas y, memoria mediante, implementabas esa opción. En cuanto al guión, con las aventuras hacía lo mismo que con los libros, improviso mucho. Es una forma de mantener la historia fresca y sorprendente para mí mismo. Tengo una idea general, sé por dónde van a ir los tiros, pero el grueso de las situaciones que se desarrollan entre medias son un interrogante. Eso hace que saque lo mejor de mí, porque vivo la acción y el drama por primera vez a medida que escribo. He descubierto que si sé mucho de un capítulo, me vuelvo más "narrador" y me acelero hacia el desenlace.

12) Ahora me gustaría incidir en la parte literaria de tu obra, ¿cómo surge la idea de escribir una novela y crear Los Caminantes? ¿Cuál fue tu mayor inspiración?

Sin duda las películas de zombis, de las cuales había muchas y muy grandes. La Noche sigue siendo un gran clásico que disfruto enormemente, aunque en contra de muchos puristas, no le hago ascos en absoluto a los remakes. Hay que saber mirar más allá de la nostalgia o la evocación de los sentimientos que algo nos produjo en su momento (contra eso no se puede competir). Y la idea surgió en un momento particularmente estresante... Siempre me había gustado mucho escribir, aunque todos esos relatos cortos acababan únicamente en manos de familiares y amigos, así que tras diez años sin producir una línea, me puse a ello otra vez. No me importaba sobre qué, sólo quería escribir, así que supongo que levanté la cabeza y vi los lomos de los DVD que tanto me apasionaban, y la idea surgió en mi cabeza. No podía ni imaginar que había otros escribiendo novelas de zombis, parecía algo tan cinematográfico...

13) Por ahora tienes dos libros (el tercero en camino) basados en la saga de Los Caminantes ¿qué crees aportar al movido y poblado universo Z patrio?

Eso es lo que me gusta pensar. Cómo en la época del Spectrum, me escribe muchísima gente agradeciéndome la saga, y eso llena mucho. A veces mandan fotos de su colección particular, y veo que Los Caminantes ocupa una posición de honor en esas colecciones particulares. De todos modos, para mí es bastante si el libro les entretiene durante unos días u horas... El libro no tenía ninguna otra pretensión, y es una correspondencia perfecta por haber confiado en las historias de los supervivientes de Carranque.

14) Una de las cosas que más me gustan de tus personajes es lo desarrollados que están, no son personajes fríos y están cargados de todo tipo de matices... En especial, el padre Isidro. ¿Cómo surgió la idea de este villano?

Fue por evolución de la historia. Al principio no lo tenía pensado, pero cuando llevaba un número de páginas me di cuenta de que necesitaba algo más que la amenaza zombie para mantener el interés. Necesitaba un Enemigo, un antagonista que representara un contrapunto a las peripecias de los supervivientes. El tema de los "resucitados" encaja muy bien con la parte de la Biblia que describe el Juicio Final, así que pensé en un sacerdote que confundiera la situación... No hay nada como un poco de fervor religioso en una situación de estrés. Luego tuve el problema de darle movilidad... Finalmente pensé que podría ser realmente peligroso si pudiera moverse entre los zombis libremente, y poco a poco se convirtió en el eje principal no solo de la historia, sino de la trilogía. Funcionó muy bien.

15) Cuando empezaste a escribir ficción zombi, ¿no temías caer en los estereotipos y tópicos de este género? ¿Crees que la actual serie Z (con autores como Loureiro, Sergi Llauger, Garduño, etc...) está aportando aire fresco a esta temática? ¿Es esto una moda?

Es una moda, claro que sí, pero hace un año y pico me preguntaban si pasaría rápido, y contestaba que era previsible. Ahora veo que me equivocaba... El zombie sigue estando fuerte, y siguen apareciendo novelas, videojuegos y películas sobre el tema. Sobre lo de caer en los tópicos, tengo un pequeño secreto, y es no leer nada de lo que se hace ahora. Así no me autolimito. Si me apetece escribir sobre algo que se me ha ocurrido, lo hago. Probablemente esté hecho, como la niña de Llauger comparada con Alba, pero como cada autor tiene dentro mundos diferentes, el resultado es incomparable. Si hubiera sabido entonces que Llauger tenía como eje principal de su novela una niña, quizá hubiera desistido de crear a Alba, y quizá la novela se hubiera resentido. Tampoco me obceco en ser original... Nunca me ha gustado la originalidad por la originalidad. Sólo quiero que sea amena e interesante, y si lo es para mí, probablemente lo sea también para mucha otra gente. Puedo acabar un episodio, mirarlo y decir: "Wow! Esto mola", y saber que muchos lectores tendrán la misma sensación. Hay que ser honesto con uno mismo para conseguir esto.

16) La historia transcurre en Málaga y cercanías ¿Es por que son lugares más conocidos por ti o porqué estabas harto de ver las historias contadas en calles de Estados Unidos?

No hago ascos a una historia basada en Manhattan si es divertida y aporta cosas, aunque la hayamos visto infectada y destruida en mil historias diferentes. Pero quería que la historia fuera lo más realista posible, dentro del contexto fantástico del hecho de que los muertos han vuelto a la vida. Para eso, necesitaba conocer muy bien los lugares donde transcurre la historia. Ambientarla en Málaga fue cosa de coherencia. Podía recordar lugares que he visitado cientos de veces e imaginar situaciones. Los lugares sugieren historias.

17) ¿Te gustaría ver Los Caminantes en otros medios (cómics, películas, videojuegos, etc...)?

Hay un cómic en marcha, la película se resiste más (risas) pero al menos no está la cosa parada, hay nebulosas formándose en la trastienda que puede que algún día se definan. El videojuego sería una pasada. Si pudiera elegir, me encantaría una especie de aventura con un motor gráfico parecido al de Rockstar en GTA IV. Imagina Málaga representada con ese virtuosismo gráfico, y los zombis del Red Dead Redemption o el Call of Duty. Sería increíble poder recorrer Carranque de esa manera :)

18) Actualmente están surgiendo series de TV con gran éxito como Dead Set o The Walking Dead ¿Qué opinión te merecen?

Están muy bien, claro que sí. Dead Set sé que entusiasma a todo el mundo, pero a mí me gustó menos. Los personajes son muy estridentes, demasiado egoístas en sus comportamientos, demasiado americanos. Prefiero pensar que no todo el mundo será así en el apocalipsis zombie. Alguien dijo de "Los Caminantes" que era una oda a la vida, aunque en Necrópolis eso se desmiente un poco y se vuelve una novela más negra, más dura.

19) Por último me gustaría hacerte una serie de preguntas breves tanto de Spectrum como de libros:

a) Juegos preferidos de Spectrum.
¡Hubo tantos! Skool Daze, Dragontorc, Head over Heels... Recuerdo Fairlight o Sir Fred como algunos de mis favoritos, aunque Ultimate siempre fue mi compañía favorita. Creo (ahora) que por el hype que nos metían las revistas de entonces, porque mirando en retrospectiva juegos como Atic Atac o Sabre Wulf no entiendo muy bien cómo sacaban tantas horas de juego.

b) Libros preferidos, tanto de temática zombie como general.
IT (Stephen King), Salem's Lot (SK), El Señor de los Anillos (Tolkien), Alicia en el País de las Maravillas... Matheson, Robert Sheckney...

c) Películas preferidas, tanto de temática zombie como general.
Amelie, Alien, Star Wars, Salvar al Soldado Ryan...

d) Videojuegos preferidos actuales, tanto de temática zombie como general.
Ultima VII, Transport Tycoon, Gears of War, Dead Space, Red Dead Redemption...

Si quieres añadir algo más, este es el momento....
Gracias por esta oportunidad y hacerme despertar tan buenos recuerdos. Realmente fue una época especial... :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario